La fundación impulsa una formación interna en materia de ciberseguridad, dirigida a todas las personas usuarias de los dispositivos informáticos de la entidad.

La detección de correos o webs nocivas o los diferentes ataques informáticos y virus que se reciben a diario por parte de los piratas informáticos han sido algunos de los aspectos centrales de esta formación.

Fomentar el desarrollo de unas buenas prácticas en el ámbito del entorno informático y el uso de las nuevas tecnologías es clave para garantizar la protección de los datos de la entidad.

Una formación de dos horas de duración, impartida por Oriol Feu, máximo responsable de la empresa de servicios informáticos: Informàtica Feu, que se ha realizado en dos sesiones de forma telemática y presencial para garantizar la participación de todas las personas convocadas.